La historia de los refranes: “A falta de pan, buenas son tortas”

Una carencia y un consuelo. Dicho o leído hoy, da para preguntarse: ¿cómo obtener tortas cuando no alcanza para el pan? Pero el refrán viene de tiempos inmemoriales, cuando en situaciones de carencia de pan recién hecho, las personas debían conformarse con comer tortas… ¡que nunca eran tan sabrosas como aquel!

Generated by Feedzy